Bienvenido a la web de la UPCT

Mariano Calabuig: «He sustituido el examen por un tipo test y una parte con problemas para resolver de forma autónoma»

Publicada el 23.abr.2020


La irrupción de COVID-19 ha supuesto la necesidad de redoblar esfuerzos por parte de docentes y alumnos. Hablamos con Mariano Calabuig, profesor del Área de Construcciones Arquitectónicas de la ETSAE de la UPCT, para que nos cuente de qué manera está consiguiendo que sus alumnos continúen avanzando en la formación y cuáles son las principales dificultades que una materia como la suya encuentra a la hora de adaptarse a la docencia online.

¿Cómo es la rutina de un día lectivo para un profesor de la UPCT durante el confinamiento?

En mi caso, además de las sesiones programadas en la temporalización en el que se indican las sesiones de teoría y de práctica con el tema que se va a impartir en cada clase, que se realizan a través de la plataforma TEAMS, tengo programadas cada semana numerosas tutorías grupales para la corrección y asesoramiento del trabajo grupal de la asignatura. En estas tutorías además se invita al resto de la clase para que todo el que esté interesado pueda asistir.

Además, he notado que durante el confinamiento estoy recibiendo muchos más correos electrónicos por parte de los alumnos con consultas tanto sobre los ejercicios opcionales propuestos de cada uno de los temas, como de las prácticas informáticas.

Sin contar que, dado mi condición de profesor asociado, no he parado mi actividad profesional fuera de la Universidad. A eso hay que añadir los quehaceres cotidianos y ocuparse de los pequeños de la casa. En este aspecto mi mujer está siendo fundamental y eso que ella tampoco ha parado su actividad profesional, por estar también en el sector de la construcción.

¿Cuáles están siendo las principales dificultades para adaptar su materia a la docencia online?

En el caso de la asignatura que imparto en el segundo cuatrimestre, creo que la adaptación a la docencia online no ha supuesto una merma en la adquisición de las competencias por parte de los alumnos.

En el caso de la parte de teoría todos los temas estaban a su disposición en el Aula Virtual de la asignatura desde el primer día de clase y a través de la plataforma TEAMS hacemos conexiones en el horario de clase los mismos días que se impartían de forma presencial. Es cierto que la participación por parte del alumnado era mucho mayor en las clases presenciales y que el trato al no poder verles las caras es mucho más impersonal.

El formato de las clases de prácticas mediante programas informáticos he tenido que adaptarlo a las nuevas circunstancias, ya que en el aula ellos iban siguiendo los pasos que yo les iba indicando, apoyándome en la pizarra para ciertas explicaciones. En este momento, si las prácticas las hiciéramos en directo a través de TEAMS, ellos no podrían seguir las explicaciones al mismo tiempo que realizan la práctica, ya que muchos de los alumnos no disponen de dos pantallas o dos ordenadores en sus casas. Por esta razón lo que he hecho ha sido grabar unos vídeos con Open Broadcaster Software (OBS) realizando la práctica y que luego he subido a UPCT Media con cierta antelación al día en que estaba prevista la sesión de prácticas, de esta forma los alumnos pueden visualizarla tranquilamente y retroceder las veces que sean necesarias.

Desde el Vicerrectorado de Profesorado e Innovación Docente se instó a los docentes a que fueran adaptando los contenidos a la formación online semanas antes de que se decretase el estado de alarma y el confinamiento de la población. ¿Qué aplicaciones y recursos está utilizando para hacerlo posible?

Como ya he comentado, además de seguir utilizando el Aula Virtual, para la grabación de videos estoy usando OBS, ya que me parece mucho más versátil y funcional que grabar a través de TEAMS… en este aspecto el uso de varias pantallas facilita mucho el uso del programa.

Para las clases semanales, resolución de dudas de los vídeos de prácticas y tutorías grupales estoy utilizando TEAMS… he observado que las tutorías grupales son mucho más amenas y participativas respecto a las clases semanales, porque además de ser más reducido el número de alumnos, muchos de ellos activan la cámara, lo que hace que estas reuniones sean menos impersonales.

He rescatado también una tableta digitalizadora que tenia en un cajón, y que me viene muy bien para poder dibujar con la aplicación Whiteboard, tanto en los videos grabados con OBS, como en las sesiones de TEAMS. La he probado para la resolución de problemas, pero la veo menos operativa, así que los ejercicios de clase los escaneo y se los subo al Aula Virtual.

Debo agradecer tanto a la ETSAE como a la Universidad Politécnica por el apoyo y asesoramiento en el uso de todos estos nuevos recursos que antes no utilizaba durante la docencia. Los videos y tutoriales me han servido para aprender en un tiempo récord el uso de estas aplicaciones.

¿Cómo responden sus alumnos? ¿Le consta que alguno se haya quedado descolgado en el proceso de adaptación?

En general han respondido muy bien, creo que son conscientes que dadas las circunstancias que nos ha tocado vivir, todos tenemos que hacer un esfuerzo para poder adaptarnos.

Aunque he intentado adaptarme en la medida de mis posibilidades, seguro que todo es susceptible de ser mejorado. De todas formas, he recibido mensajes por parte de algunos alumnos agradeciéndome el esfuerzo realizado, lo cual agradezco infinitamente ya que hace que continúe preparando las clases con una mayor ilusión.

Los alumnos han creado grupos de Whatsapp de cada asignatura, así que están en contacto entre ellos. En alguna ocasión les he preguntado si sabían de algún alumno que no estaba siguiendo las clases por no disponer de los medios suficientes, pero salvo algún fallo de conexión ocasional, no me consta que haya nadie con problemas. Hay que tener en cuenta que los estudiantes de arquitectura, dado los programas utilizan, suelen tener ordenadores más actualizados que en otras carreras.

¿En qué porcentaje ha aumentado su carga de trabajo?

Pues no sabría decir un porcentaje en concreto, porque además seguro que me quedaría corto. En las últimas semanas prácticamente no he podido dedicar tiempo al trabajo que tengo retrasado en mi despacho profesional, ya que dedico prácticamente toda la jornada a la universidad. Creo que hay que predicar con el ejemplo, y no le puedes pedir a los alumnos que hagan un esfuerzo, sin hacerlo tú también.

La evaluación continua parece el mejor método para asegurar unas calificaciones justas para el alumnado. ¿Qué procesos ha llevado a cabo para conseguir que ésta pueda asegurarse?

Precisamente esta semana nos encontramos todos los profesores adaptando el sistema de evaluación. Se barajan dos escenarios, uno en el que se puedan hacer los exámenes de forma presencial y otro en el que no.

La ETSAE y en particular el departamento al que pertenezco, ha recomendado a sus profesores muy acertadamente que intentemos realizar todo de forma no presencial, ya que llegado el momento del examen podríamos encontrarnos con que no es posible la realización de la prueba en un aula de examen.

En mi caso he sustituido el examen que constaba de parte de teoría y otra parte de problemas por una prueba tipo test y otra parte en la que los alumnos deberán resolver de forma autónoma pero tutorizada distintos problemas en los que se traten varios puntos relevantes de la asignatura. Soy consciente que esta decisión va a conllevar todavía más trabajo por mi parte, pero creo que va a ser la mejor manera de valorar el trabajo realizado por cada uno de los alumnos.